EVANGELIO DEL DÍA Jn 6, 60-69: Tú tienes palabras de vida eterna.

cathopic_1511815101243459 (1)

EVANGELIO DEL DÍA
Jn 6, 60-69: Tú tienes palabras de vida eterna.

Muchos de sus discípulos, al oírlo, dijeron: «Este modo de hablar es duro, ¿quién puede hacerle caso?». Sabiendo Jesús que sus discípulos lo criticaban, les dijo: «¿Esto os escandaliza?, ¿y si vierais al Hijo del hombre subir adonde estaba antes? El Espíritu es quien da vida; la carne no sirve para nada. Las palabras que os he dicho son espíritu y vida. Y, con todo, hay algunos de entre vosotros que no creen». Pues Jesús sabía desde el principio quiénes no creían y quién lo iba a entregar. Y dijo: «Por eso os he dicho que nadie puede venir a mí si el Padre no se lo concede». Desde entonces, muchos discípulos suyos se echaron atrás y no volvieron a ir con él. Entonces Jesús les dijo a los Doce: «¿También vosotros queréis marcharos?». Simón Pedro le contestó: «Señor, ¿a quién vamos a acudir? Tú tienes palabras de vida eterna; nosotros creemos y sabemos que tú eres el Santo de Dios».

PISTAS PARA LA MEDITACIÓN:

En el Evangelio de hoy vemos como algunos de los que siguen a Jesús se escandalizan por sus palabras, lo critican e incluso lo abandonan, entonces es cuando el Señor afronta la situación creada y aprovecha para interrogar al grupo de los discípulos, si también ellos quieren irse. Y es Pedro quien confiesa la fe del grupo: “¿a donde vamos a ir?, solo Tú tienes palabras de vida eterna”. Vemos la claridad con la que el Señor afronta la situación de crisis creada, no pone “paños calientes”, pone todo su amor y la respuesta libre se encuentra en el receptor, acogerlo es plenitud, rechazarlo es perdida, incluso para el que rechaza, quien persevera en la prueba, quien abraza su cruz, quien no elige un camino cómodo, quien arriesga desde la confianza de la fuerza del amor, andará por el camino de la plenitud.

En palabras de S. Agustín comentando este mismo pasaje, y profundizando en la confesión de S. Pedro: “¿A quien iremos? Tú tienes palabras de vida eterna. Mirad como comprendió esto Pedro con la ayuda de Dios y confortación del Espíritu Santo. ¿De donde le viene esta inteligencia sino de su fe? Tú tienes palabras de vida eterna. Porque Tú das la vida eterna en el servicio de tu cuerpo y de tu sangre y nosotros hemos creído y entendido. No entendimos y creímos, sino creímos y entendimos. Creímos, pues, para llegar a comprender; porque si quisiéramos entender primero y creer después, no nos hubiera sido posible entender sin creer. ¿Qué es lo que hemos creído y qué lo que hemos entendido? Que Tú eres el Cristo, el Hijo de Dios, es decir, que Tú eres la misma vida eterna y que no comunicas en el servicio de carne y sangre sino lo que Tú eres”. (Tratado sobre el Evangelio de S. Juan).

No tengamos miedo en ofrecerle a Dios nuestra vida como una ofrenda agradable a su santo Nombre, seamos agradecidos y respondamos con lo mejor de nosotros mismos a Él , como dice el Salmo: ¿Cómo pagare al Señor todo el bien que me ha hecho?

Es sábado día especial para acudir a la escuela de Ntra. Madre María. Ella si hizo de toda su vida una ofrenda, una entrega, un SI a la voluntad de Dios.

Que tengas un buen día.
Jesús Aguilar Mondéjar (Chechu), sacerdote.

Jesús Aguilar Mondéjar
Jesús Aguilar Mondéjar

Consiliario del Movimiento de Cursillos de Cristiandad de la Diócesis de Cartagena.

WhatsApp
Facebook
Email
Imagen del autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Hablamos?
Cursillos de Cristiandad - Murcia
Contáctanos si necesitas algo 😊