EVANGELIO DEL DÍA: Mc 6,53-56: Los que la tocaban se curaban.

cathopic_1485234292889655

EVANGELIO DEL DÍA:
Mc 6,53-56: Los que la tocaban se curaban.

Terminada la travesía, llegaron a Genesaret y atracaron. Apenas desembarcados, lo reconocieron y se pusieron a recorrer toda la comarca; cuando se enteraba la gente dónde estaba Jesús, le llevaba los enfermos en camillas. En los pueblos, ciudades o aldeas donde llegaba colocaban a los enfermos en la plaza y le rogaban que les dejase tocar al menos la orla de su manto; y los que la tocaban se curaban.

PISTAS PARA LA MEDITACIÓN:

El Evangelio nos expresa el deseo de la gente de estar con Jesús, y como le llevaban a los enfermos. Una cuestión para nuestro diálogo personal o nuestra oración, es nuestro deseo de búsqueda, nuestras ganas, hambre y sed de Dios. Nos encontramos en la Sagrada Escritura expresiones como: “Mi alma tiene SED de ti, como tierra reseca, sin agua…” ¿es tan grande mi necesidad, anhelo y deseo de Dios en mi vida?

Otra cuestión importante es la fuerza de Dios para sanarme, aquellos contemporáneos del Señor estaban segurísimo que con sólo tocar a Jesús quedaban sanos. ¿Dónde podemos tocar hoy al Señor? Lógicamente, en los sacramentos y en los necesitados, “lo que hicisteis a uno de estos más pequeños a mí me lo hicisteis”. El Señor sana los corazones destrozados. El mismo se nos ofrece: “Venid a mí todos los cansados y agobiados y yo os aliviare”. Jesús anhela curarnos y darnos la vida plena. ¡La gracia de Cristo transforma y renueva al hombre mediante su amor! Acerquémonos a Cristo también por medio de la oración porque Él siempre nos escucha cuando rezamos.

El Papa Francisco en la Misa matutina de Santa Marta, concretamente, el 9 de febrero de 2015 contamos con la homilía realizada sobre este mismo pasaje evangélico: “el Evangelio de san Marcos, «vemos “la otra creación” de Dios», o sea, «la de Jesús que viene a “re-crear” lo que había sido destruido por el pecado». […]«Apenas desembarcaron, lo reconocieron y se pusieron a recorrer toda la comarca; cuando se enteraba la gente dónde estaba Jesús, le llevaba los enfermos en camillas; y los que lo tocaban se curaban».”

Que tengas un buen día.
Jesús Aguilar Mondéjar (Chechu), sacerdote.

Jesús Aguilar Mondéjar
Jesús Aguilar Mondéjar

Consiliario del Movimiento de Cursillos de Cristiandad de la Diócesis de Cartagena.

WhatsApp
Facebook
Email
Imagen del autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Hablamos?
Cursillos de Cristiandad - Murcia
Contáctanos si necesitas algo 😊