EVANGELIO DEL DÍA Mc 9, 41-50: El que escandalice a uno de estos pequeñuelos que creen, más le valdría que…

glass-ga077fed86_1920

EVANGELIO DEL DÍA
Mc 9, 41-50: El que escandalice a uno de estos pequeñuelos que creen, más le valdría que…

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos:

“El que os dé a beber un vaso de agua porque sois de Cristo, en verdad os digo que no se quedará sin recompensa. El que escandalice a uno de estos pequeñuelos que creen, más le valdría que le encajasen en el cuello una piedra de molino y lo echasen al mar. Si tu mano te induce a pecar, córtatela: más te vale entrar manco en la vida, que ir con las dos manos a la gehenna, al fuego que no se apaga. Y, si tu pie te induce a pecar, córtatelo: más te vale entrar cojo en la vida, que ser echado con los dos pies a la gehenna. Y, si tu ojo te induce a pecar, sácatelo: más te vale entrar tuerto en el reino de Dios, que ser echado con los dos ojos a la gehenna, donde el gusano no muere y el fuego no se apaga. Todos serán salados a fuego. Buena es la sal; pero si la sal se vuelve sosa, ¿con qué la salaréis? Tened sal entre vosotros y vivid en paz unos con otros».

PISTAS PARA LA MEDITACIÓN:

El Evangelio de hoy recoge varias máximas donde el Señor nos advierte. Cualquier pequeño gesto realizado a los seguidores de Jesús, tendrá su recompensa; la cuestión del escándalo, un cristiano que no es coherente, hace mucho daño, cuidar de no herir, nuestras palabras inoportunas, nuestros malos ejemplos; Si tu mano, tu pie o tu ojo te hacen caer, nos pide que seamos radicales, es rotundo: suprime, corta, arranca, en definitiva, evita todo lo que es un obstáculo o impide, aprender a renunciar siempre que nos haga mal; El ser sal, los discípulos del Señor están llamados a dar nuevo sabor al mundo, y a preservarlo de la corrupción, con la sabiduría de Dios. -Evoca la sal- y advierte cuando la sal ha perdido su misión, insípida, ya no sirve para nada. Y concluye con una invitación a vivid en paz unos con otros, crear una convivencia agradable.

El Papa Francisco en la Misa de Santa Marta, el 13 noviembre de 2017, abordó el tema de los que escandalizan: “Es inevitable que haya escándalos”». Y de hecho «es inevitable» indicó Francisco: escándalos «hay, habrá». Pero Jesús hace «una advertencia que es constatación y advertencia» al mismo tiempo: «Ay de aquel por quien vienen» los escándalos. […] estad atentos de no escandalizar». […] el escándalo, no solo hiere sino que es capaz de matar: matar esperanzas, matar ilusiones, matar familias, matar muchos corazones. […] está el escándalo del Pueblo de Dios, de los cristianos, cuando un cristiano, diciéndose cristiano, vive como pagano. […] cuántos cristianos alejan a la gente con su ejemplo, con su incoherencia: la incoherencia de los cristianos es una de las armas más fáciles que tiene el diablo para debilitar al Pueblo de Dios y para alejar al Pueblo de Dios del Señor». Es el estilo de «decir una cosa y hacer otra». Precisamente «eso que Jesús decía al pueblo sobre los doctores de ley: “Haced lo que ellos dicen, no hagáis lo que hacen”». Esto es «la incoherencia».

Que tengas un buen día.
J.A.M.(Chechu), sacerdote.

Jesús Aguilar Mondéjar
Jesús Aguilar Mondéjar

Consiliario del Movimiento de Cursillos de Cristiandad de la Diócesis de Cartagena.

WhatsApp
Facebook
Email
Imagen del autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Hablamos?
Cursillos de Cristiandad - Murcia
Contáctanos si necesitas algo 😊